Estamos trabajando para mejorar.

Bienvenidos al Blog de A.A.D.A.H. donde te iremos informando de las novedades más interesantes sobre el TDAH y las actividades de la Asociación, poco a poco, y gracias a tu apoyo y ayuda, nos iremos haciendo grandes. ¡Gracias! Puedes ponerte en contacto con la Asociación en: Avda. Costablanca, 19 Alicante-03540 e-mail: tdah.2012.alicante@gmail.com Telf: 603.67.10.47 y en nuestra página Web: www.adahalicante.org

sábado, 30 de agosto de 2014

¿Por qué casi no hay niños franceses hiperactivos o con déficit atencional? - EcoPortal.net




Mientras en Estados Unidos alrededor del 9% de los escolares han sido diagnosticados con Trastorno de Déficit Atencional con Hiperactividad (TDAH) y en Chile alrededor de un 5%, en Francia apenas un 0,5%. ¿Cuál es el motivo?

La terapeuta familiar estadounidense y doctora en psicología, Marilyn Wedge, explicó en una columna en el portal especializado Psychology Today, que en Norteamérica “los psiquiatras consideran al TDAH como un trastorno biológico con causas biológicas, por lo que el tratamiento elegido es también biológico: medicamentos psicoestimulantes como Ritalin y Adderall”.

En cambio, señala la especialista, “los psiquiatras franceses, ven el TDAH como una condición médica que tiene causas psico-sociales y situacionales”, esto quiere decir que en lugar de tratar los problemas de comportamiento con medicamentos, los profesionales parisinos se centran en el contexto social del niño. De este modo, el problema se trata con psicoterapia o terapia familiar. “Esta es una manera de ver las cosas muy diferente a la tendencia estadounidense (que se acerca mucho a la chilena) de atribuir todos los síntomas a una disfunción biológica, como un desequilibrio químico en el cerebro del niño”.

Además, la profesional explica que por lo general, en Francia no se utiliza el Manual diagnóstico y estadístico de los trastornos mentales (DSM). Según el sociólogo Manuel Vallee, la Federación Francesa de Psiquiatría ha desarrollado un sistema de clasificación alternativo llamado CFTMEA (Classification Française des Troubles Mentaux de L’Enfant et de L’Adolescent), lanzado por primera vez en 1983 y actualizado en 1988 y 2000.

“El enfoque de CFTMEA es identificar y abordar las causas subyacentes de los síntomas psicosociales de los niños”, explica. Asimismo, toma en cuenta factores como la alimentación, pues algunos colorantes artificiales y preservantes pudieran afectar la conducta de los menores.

“En la medida en que los médicos franceses tienen éxito en encontrar y reparar lo que ha ido mal en el contexto social del niño, menos pequeños califican para el diagnóstico de TDAH. Por otra parte, la definición de TDAH no es tan amplia como en el sistema americano, que, a mi juicio, tiende a ‘patologizar’ gran parte de lo que es el comportamiento normal de la infancia. El DSM no considera específicamente las causas subyacentes. Por lo tanto, lleva a los médicos dar el diagnóstico de TDAH a un número mucho mayor de niños sintomáticos, alentando al mismo tiempo a tratar a los niños con los productos farmacéuticos” complementa la experta.

Alimentación y estilo de vida
Por otro lado, Wedge dice que el sistema parisino toma en cuenta factores como la alimentación, pues algunos colorantes artificiales y preservantes pudieran afectar la conducta de los menores. “En los Estados Unidos, el enfoque estricto sobre el tratamiento farmacéutico del TDAH, anima a los médicos a pasar por alto la influencia de factores dietéticos sobre el comportamiento de los niños”, explica.

Además, señala que en Francia también influye el estilo de crianza de los padres, que se caracteriza por establecer límites claros. Ella afirma que es muy difícil que en una familia francesa, un niño “picotee” entre comidas, ya que la mayoría ha aprendido que las comidas son cada 4 horas y que deben esperar pacientemente si les da hambre a una hora que no corresponde.

“Como terapeuta que trabaja con niños, tiene perfecto sentido para mí que los niños franceses no necesiten medicamentos para controlar su comportamiento, porque aprenden autocontrol temprano en sus vidas. Los niños crecen en familias en las que las reglas son bien entendidas, y existe una jerarquía familiar clara. En las familias francesas, los padres se hacen firmemente cargo de sus hijos, al contrario del estilo de la familia estadounidense, en el que la situación es muy a menudo viceversa”, finaliza.

Ecoportal.net
La verdad no se promete, se cuenta
http://laverdadsecuenta.cl/

viernes, 29 de agosto de 2014

Planes con niños para acabar las vacaciones

Por si alguien necesita planes con niños para estos últimos días de verano. Aquí tenéis algunas webs interesantes:
http://www.alicanteout.com/alicante-con-ninos;
http://www.alicanteturismo.com/disfruta/alicante-con-ninos/
http://www.guiadelocio.com/alicante-alacant/ninos


jueves, 28 de agosto de 2014

¡Atención soci@s! Asamblea General Exstraordinaria viernes 5 de septiembre

Atención socios y socias: Recordad que el viernes 5 de septiembre tenemos asamblea general extraordinaria. Si alguien no ha recibido la convocatoria por favor escribidnos al correo de la asociación tdah.2012.alicante@gmail.com

miércoles, 27 de agosto de 2014

lunes, 25 de agosto de 2014

TDAH: Actividad para enseñar a Resolver Conflictos como factor deprotección.

domingo, 24 de agosto de 2014

540 Aplicaciones educativas gratuitas para tablets y Movil 2014

Después de escribir hace un año el post de aplicaciones educativas android para docentes, hoy hemos agregado una lista completa con aplicaciones educativas que los docentes pueden utilizar este año escolar 2014. Antes que todo, los docentes debemos recordar que un tablet es una herramienta mas de aprendizaje así que ni debemos monopolizar todo el tiempo libre del niño en su uso, ni debe sustituir a otros juegos de manipulación y experimentación, ni las interacciones sociales que son esenciales para el desarrollo integro de los pequeños. Otro punto a tener en cuanta es que NO ES OBLIGATORIO que todos los niños tengan una, ya que los centros educativos públicos intentan que estos recursos y su manejo sean accesibles para todos a través de la introducción de esta tecnología en nuestras aulas.

http://yoprofesor.ecuadorsap.org/540-aplicaciones-educativas-gratuitas-para-tablets-y-movil-2014/

sábado, 23 de agosto de 2014

Si creéis en mí, puedo ser un héroe! La autoestima en los niños con TDAH.

La autoestima que cada uno posee a lo largo de la vida nos condiciona en positivo o en negativo según sea esta. Y si en algún momento de nuestras vidas es crucial nuestra autoestima, es en la infancia y adolescencia. En los niños con Trastorno por déficit de atención (TDAH) no se encuentra, en la gran mayoría de casos, en el nivel deseado y necesario para poder afrontar todos esos retos que día a día les van surgiendo. Los mensajes negativos que van recibiendo a diario de todo su entorno son muchos, y poco a poco la autoestima se va viendo afectada.

Cuando trabajamos con un niño con TDAH son muy diversos los frentes que debemos abordar en el tratamiento: atención, planificación, autocontrol, dificultades en el aprendizaje, etc. Pero, ¿Y la autoestima?, ¿Se sentirá seguro realizando todo este entrenamiento si tiene una baja autoestima?

La respuesta es más que evidente. Cuando la autoestima de un niño se ve afectada, una de las principales manifestaciones consiste en tener una inseguridad a la hora de realizar sus tareas y actividades, por ello, la dificultad del entrenamiento aumenta. En el mismo sentido, al realizar este entrenamiento, el alumno va mejorando y teniendo cada vez más éxito en sus actividades, lo que conlleva a la vez, un refuerzo de su autoestima. Esto crea una relación circular en la que, el entrenamiento específico de TDAH y la mejora de la autoestima deben ir siempre cogidos de la mano.

Un concepto muy influyente en la autoestima que me gustaría explicar, es el que conocemos en psicología y pedagogía como el Efecto Pigmalión.

Este concepto hace referencia  a la influencia que ejercen las expectativas que se tiene de una persona a la hora de conseguir una meta. Es decir, si creemos que podrá conseguir realizar con éxito una tarea, la probabilidad de que lo haga es mayor, y por el contrario, si creemos que fracasará, esta opinión puede que influya en sentido negativo. Es por esto, que los comentarios, observaciones y actitudes que mostramos frente a nuestros  niños día a día, les transmiten un mensaje sobre lo que las personas de su alrededor pensamos que puede conseguir, pudiendo determinar que crean que no lo conseguirán, o que por el contrario, se sientan capaces de superar todo lo que se propongan.

Ahora bien, ya conocemos algunas de las causas que pueden colaborar a tener una baja autoestima pero, ¿cómo podemos detectar si nuestro hijo o nuestro alumno tiene una baja autoestima? Pues bien, a continuación señalaremos alguna de las formas de expresión de la baja autoestima.

-       Necesidad compulsiva de llamar la atención: suelen interrumpir y reclamar la atención de los demás para que los demás se fijen en lo que está haciendo y así lograr que le confirmen que son importantes.

-       Necesidad imperiosa de ganar: creen que para ser queridos por los demás deben ser siempre los primeros y mejores que los demás.

-       Temor excesivo a equivocarse: el temor a no tener éxito les paraliza, por lo que prefieren decir “no sé” cuando se les pregunta si no están cien por cien seguros.

-       Actitud insegura: son niños que confían poco en sí mismos. Muestran inseguridad a la hora de mostrar sus trabajos, por lo que tienen temor a hablar en público y un excesivo sentido del ridículo.

-       Ánimo triste: en algunos casos, pasan desapercibidos ya que aparecen como niños tranquilos, pero al observarlos más detenidamente muestran generalmente una apariencia de tristeza, les cuesta sonreír y no muestran demasiado entusiasmo en comparación con sus compañeros por las actividades que se les proponen.

-       Necesidad compulsiva de aprobación: son niños y niñas que quieren ser constantemente aprobados por todos. Necesitan reconocimiento por cada logro y están buscando permanentemente la atención de los adultos, dependiendo de ellos su aprobación personal.

Una vez hemos detectado una baja autoestima es necesario una evaluación y una intervención por profesionales cualificados, pero…

¿Qué podemos hacer para que esto no ocurra?

Existen ciertas pautas que podemos aplicar en nuestras casas y en nuestras aulas para conformar una autoestima más alta:

-        Al conocerlas dificultades que se puede encontrar un niño con estas características es más fácil identificar los esfuerzos y elogiarlo cuando realice alguna cosa bien hecha. Hace falta que lo felicitemos y le reconozcamos sus éxitos, por pequeños que sean, y siempre teniendo en cuenta el grado de esfuerzo que para él ha supuesto.

-       Ofrecer un mayor grado de confianza en él y en sus competencias. Poco a poco ir ofreciéndole mayor número de responsabilidades, aunque requieran de supervisión.

-       Evitar la acusación, la ridiculización y la falta de respeto. Es conveniente cuidar las palabras que utilizamos cuando estamos enfadados y expresar nuestro descontento de forma asertiva y razonada.

-       Debemos generar un clima emocional cálido, participativo e interactivo tanto en casa como en el colegio, y valorando cada una de las aportaciones que realicen.

Por último, es muy importante saber que la autoestima global se conforma de diversas áreas (área social, área escolar, área familiar y la imagen corporal) y dependiendo de la edad del niño, unas adquieren más importancia que otra. Por ello, debemos trabajar todos conjuntamente y en la misma dirección, tanto desde la escuela como desde el entorno familiar para así poder ayudar a nuestros niños a tener una autoestima adecuada.

Todos necesitamos que alguien crea en nosotros. Detrás de las grandes personas siempre hay grandes madres, grandes profesores, grandes hermanos… que han creído en ellos. No les juzguemos, no dudemos de ellos, simplemente CREEAMOS EN ELLOS.

 La satisfacción de la necesidad de autoestima conduce a sentimientos de autoconfianza, valía, fuerza,
capacidad y suficiencia, de ser útil y necesario en el mundo.  Abraham Maslow.

Enrique Suay, psicopedagogo y terapeuta en Red Cenit

miércoles, 20 de agosto de 2014

Nueva serie de Vídeos de Entrenamiento para Adultos con TDAH


http://awtssefx.megaph.com



En esta nueva serie de vídeos aprenderás: 
  • Cuál es el verdadero origen de los problemas que el TDAH causa en tu vida diaria
  • Cómo superar la desorganización crónica, la procrastinación y la dispersión por medio de estrategias basadas en investigación científica
  • Cómo mejorar tu Concentración y Productividad para que puedas avanzar en tus proyectos más importantes
  • Cómo identificar y neutralizar los obstáculos psicológicos del TDAH (pensamientos negativos, desmoralización, falta de confianza en ti mism@)
  • Cuáles son los efectos positivos de la práctica de Mindfulness para mejorar tu foco atencional, reducir el estrés y mejorar tu equilibrio emocional.
Esta metodología ha demostrado que puede ser un excelente complemento (o alternativa) al tratamiento farmacológico.
IMPORTANTE: Estos vídeos sólo estarán disponibles por tiempo limitado.
Inscríbete AHORA ingresando tus datos en el casillero de la derecha -->

¡Inscríbete GRATIS!

Descubre cómo mejorar tu concentración y productividad de forma alternativa al tratamiento farmacológico, por medio de técnicas basadas en investigación científica.

Inscríbete ingresando tus datos aquí para que podamos enviarte los datos de acceso al portal.

martes, 19 de agosto de 2014

La educación actual: ¡Ins y Outs!

Pues yo haría este ejercicio sencillo: me leería, una por una, cada fila de la tabla que os adjunto y que

 he traducido a partir de una que encontré en algún lugar de la red que no recuerdo, y me preguntaría:
¿con qué me identifico? Si alguien viniese a mi clase, a mi centro, a mi universidad, ¿qué verían con 

más frecuencia?,  ¿qué me gustaría que vieran? o ¿qué conductas, actitudes, estrategias, etc., me 

gustaría promover, incluso aunque no sepa como hacerlo?

Lo penoso es que uno negase la mayor y se apuntase al: "siempre lo hemos hecho así y no ha pasado


 nada" o "no nos ha ido tan mal". Tú verás. Yo procuro tenerlo más claro cada día, aunque no es fácil.


http://www.javiertouron.es/2014/07/la-educacion-actual-ins-y-outs.html#sthash.BTmGxyHX.dpuf

lunes, 18 de agosto de 2014

Síntomas a diferentes edades

SÍNTOMAS DE TDAH EN NIÑOS DE 6 A 12 AÑOS

La mayoría de los niños con TDAH en edad escolar pueden experimentar dificultades académicas y/o en la relación con sus compañeros. Con frecuencia, y en función de la sintomatología presentan unos problemas u otros:
- presentan los deberes incompletos
- organizan poco y mal los deberes y cometen errores “tontos”
- hablan impulsivamente (responden antes de acabar la pregunta)
- se distraen fácilmente
- tienen conductas disruptivas (conductas inapropiadas)
- interrumpen y se entrometen
- se pueden mostrar agresivos
- tienen dificultades para aceptar las normas
- les resulta difícil aceptar tareas
- son incapaces de esperar su turno
- tienen dificultad para establecer un orden en sus tareas y prioridades
- muestran dificultad a menudo para pensar antes de actuar
- pierden y/u olvida cosas necesarias
- parecen no escuchar cuando se le habla
- se mueven con frecuencia en su asiento y se levanta a menuda en situaciones en las que debería permanecer sentado
- presentan movimientos frecuentes de pies y manos
Los problemas que se presentan en el aprendizaje y el marcado fracaso escolar suelen ser el principal motivo de consulta en niños de esta edad1.
Aproximadamente el 30% de los niños con TDAH tiene problemas de aprendizaje y repite algún curso2.

SÍNTOMAS DE TDAH EN ADOLESCENTES DE 13 A 17 AÑOS

El TDAH, persiste en la adolescencia en el 70% de los niños diagnosticados con este trastorno3, con los siguientes síntomas:
- falta de habilidades sociales
- poca integración en el grupo y pocos amigos
- desorganización en la planificación de sus estudios
- dificultades para estudiar y trabajar de forma independiente
- cambios frecuentes de humor e irritabilidad4
En esta etapa de la vida, se observa menor sintomatología relacionada con la hiperactividad4, sin embargo se manifiestan problemas derivados de la falta de atención, como dificultades para planear y organizarse.
La impulsividad en la adolescencia puede llevar a problemas asociados, como conductas agresivas, problemas de abuso de alcohol o drogas, o a un alto número de accidentes.
El 65-85% de los adolescentes con TDAH presentan otros trastornos comórbidos. Los más frecuentes son los trastornos de conducta o el Trastorno Negativista Desafiante (TND), que añaden gravedad al TDAH5.

SÍNTOMAS DE TDAH EN ADULTOS

El TDAH persiste en la edad adulta en hasta el 65% de los casos3. Hay que tener en cuenta que un diagnóstico y tratamiento precoz, influye significativamente en la persistencia y afectación del trastorno a lo largo de la vida.
La sintomatología del TDAH en adultos se puede manifestar de una manera más heterogénea que en niños y adolescentes.
La hiperactividad aunque menos presente en esta etapa de la vida, se puede transformar en:
- una actividad constante
- horarios sobrecargados
- elegir trabajos que les requiera una mayor ocupación
- pueden convertirse en adictos al trabajo
El déficit de atención, más marcado en esta etapa de la vida, se manifiesta en:
- problemas de atención y concentración
- desorganización e incapacidad para organizar trabajos o tareas
- dificultad para iniciar y finalizar proyectos
- problemas de gestión del tiempo
- facilidad para olvidarse de las cosas
El déficit de atención se manifiesta principalmente en las actividades que requieren un mayor nivel de atención y concentración en el tiempo, y en general, les lleva a ser poco organizados e inconsistentes, por lo que pueden tener más problemas en el entorno laboral.
En cuanto a la impulsividad en la edad adulta, se caracteriza frecuentemente de la forma siguiente:
- terminar las relaciones prematuramente
- cambiar de trabajo constantemente
- carecer de paciencia para distintas actividades
- perder el control
- conducir de forma temeraria (con un mayor porcentaje de accidentes)
- alto número de multas y probables retiradas de carné
- consumo de tóxicos6
Los síntomas de impulsividad en la edad adulta tienen un fuerte impacto en la vida familiar, laboral y social.
Fuente: Mitdahytu
REFERENCIAS
1. Spencer TJ. ADHD and comorbidity in childhood. J Clin Psychiatry. 2007;67 Suppl 8:27-31.
2. DuPaul GJ, Stoner GD. ADHD in the schools: assessment and intervention strategies. 2ª ed. New York: GUilford Press; 2003.
3. Faraone SV, Biederman J, Mick E. The age-dependent decline of attention déficit/hyperactivity disorder: a controlled 10-year follow-up study. Psychol Med. 2006;36(2):167-79.
4. Barkley RA, Fischer M. The unique contribution of emotional impulsiveness to impairment in major life activities in hyperactive children as adults. J Am Acad Child Adolesc Psychiatry. 2010;49(5):503-13.
5. Biederman J, Petty CR, Dolan C, et al. The long-term longitudinal course of oppositional defiant disorder and conduct disroder in ADHD boys: findings from a controlled 10-year prospective longitudinal follow-up study. Psychol Med. 2008;38:1027-36.

domingo, 17 de agosto de 2014

¿Qué hacer cuándo llegan las vacaciones… de la mano de lossuspensos? ¿Debe el niño —y por ende, la familia entera—, quedarse sinvacaciones?l

¿Cómo se debe afrontar el estudio durante el estío para que no resulte en balde? Sonia García Gómez, profesora y secretaria de comunicación del sindicato independiente de profesores Anpe empieza por señalar que los padres no se pueden culpabilizar ni responsabilizar de todo.«Son los hijos los que deben hacerse responsables de su estudio, y esto sí que se lo tenemos que enseñar. El verano es muy largo, casi tres meses, que hay que aprovechar, teniendo en cuenta que lo que no debe perder nunca un menor es la motivación. De ahí que lo principal sea que cuando llegan los suspensos en la época de vacaciones se aprenda a gestionar el tiempo pero sin olvidar el disfrute con la familia».
1. GESTIONAR EL TIEMPO.
Hay que repartir y gestionar bien el tiempo. Cuantificar el volumen de trabajo que requiere cada tema y asignar los tiempos. Tal y como señala el libro «Cómo aprobar los exámenes», de Dominic O'Brien, «una vez que sepamos la estimación del tiempo total que vayamos a necesitar, procederemos a realizar un plan de trabajo, dividido en determinado número de horas de los días laborales y también festivos. El alumno debería contar con un margen de tiempo sobrante para cubrir imprevistos». Una vez trazado el calendario... ¡hay que cumplirlo! «El ser humano es un animal de costumbres —relata O'Brien, ocho veces campeón del mundial de memoria—, lo que significa que recaemos fácilmente en hábitos como el de aplazar los trabajos mediante diversas técnicas... Por eso crear un plan de trabajo: es como asumir un compromiso. Una vez adquirido no hay que romperlo».
Además en esa organización los expertos sugieren que se contemple también el ocio. Sonia García recomienda intentar buscarle al niño una conexión entre la asignatura y su día a día. Por ejemplo, si ha suspendido Ciencias, hacer una salida al Museo de Ciencias Naturales, realizar una excursión... «En definitiva, unir la parte de ocio a la parte de estudio», propone.
2. RUTINAS Y DESCANSOS
El alumno tiene que tener unas rutinas de estudio. Los estudios señalan que lo recomendable son 15 minutos de 6-8 años, entre 30 y 40 minutos seguidos de 8 a 10 años, y entre 60 y 90 minutos a partir de esa edad. En Bachillerato estaríamos hablando de tres horas. A este respecto es importante, prosigue la secretaria de comunicación de Anpe, «establecer dentro de las rutinas del día una hora de comienzo y una hora de finalización».
También lo es, añade García Gómez, «hacer una pausa de alrededor de 5 o 10 minutos cada hora de estudio». Tal y como señala Dominic O'Brien, si no preveemos unos descansos regulares, el cerebro acabará por desconectar debido al aburrimiento, la fatiga, somnolencia o exceso de esfuerzo. El cerebro necesita un poco de contraste para mantener el interés y refrescarse, indica este autor.
3. PICOS DE ATENCIÓN
Nunca empezar por las asignaturas más difíciles. «Se debe empezar a estudiar una materia sencilla, en forma de introducción, una asignatura que al niño le interese o le guste más, para ir entrando poco a poco en la curva de atención, que llega hacia la media hora de estudio. Lo ideal es empezar desde los niveles más bajos para ir subiendo poco a poco», indica la secretaria de comunicación de Anpe.
4. IMPLICACIÓN O PRESENCIA DE LOS PADRES
Es fundamental, para esta experta, que los padres hagan responsables a sus hijos de su estudio. «Esto no quita para que estén atentos a lo que su hijo esté haciendo y que cumpla el tiempo reglamentario de gestión de los tiempos, de supervisar lo que hace… pero siempre y cuando dejen la responsabilidad del estudio a su hijo», insiste.
5. EL TIEMPO DE ESTUDIO
En opinión de la secretaria de comunicación de Anpe, «el tiempo de estudio no debe ser de regañina. Es verdad que nuestro hijo ha suspendido, y que hay que decirle las cosas, pero no sobrepasarnos. Que asuma sus responsabilidades, que nosotros haremos un seguimiento. Pero la tarea la tienen que hacer ellos».
6. MOMENTO DE ESTUDIO
Cuidarle su ambiente. Que sea siempre el mismo lugar, y a la misma hora. Evitar que esté con el móvil, los whatsaps, la televisión, la tablet…
7. RECOMPENSA DIARIA
Para esta profesora, si el niño cumple en esta fase, debería haber una especie de «recompensa» cada día. «Que tenga tiempo de ocio, un ratito de disfrute con la familia, que vea su película favorita, que pueda jugar en la calle, hacer deporte, jugar con los amigos…».
8. EL NIÑO, ¿DEBE TENER VACACIONES?
Para la profesora García Gómez, el niño tiene que hacer un parón y disfrutar de esa semana de asueto, como todos. «Los suspensos en verano no deberíamos enfocarlos como un castigo, sino como una asunción de responsabilidad. Si el niño realmente cumple con esa responsabilidad, también se merece esa semana de vacaciones familiares». A juicio de Gómez, «la familia no debería cambiar los planes ni castigar al resto de miembros si uno de sus hijos ha suspendido varias asignaturas. Sencillamente debe hacerle responsable de sus actos», insiste.